Belleza

Tratamiento y cuidados para la piel seca

Compartir:

cuidado piel secaMuchas mujeres sufren día a día la cruz de vivir con un cutis seco. Soluciones tan simples como no bañarse con agua muy caliente, aplicar las clásicas cremas humectantes en el cuerpo y masajearse suavemente, son necesarios para un correcto cuidado de la piel seca.

Con la piel de un cocodrilo compara un comercial la sequedad que podría alcanzar la epidermis de una mujer que no se hidrata correctamente. Aquellas que ven que su piel está opaca, áspera, tirante o incluso escamosa. Pero no todo es tan terrible, ya que la buena noticia es que se necesitan cuidados muy sencillos para brindarle al cuerpo toda la humectación que requiere. Inténtelo ahora mismo.

Tratamientos para las pieles secas

El primer tratamiento para una piel seca es muy fácil de realizar. Basta un cambio en la higiene diaria para notar una verdadera diferencia en las pieles secas. Al lavar el cuerpo todas las mañanas, se deben evitar los productos fuertes o muy irritantes, por esto hay que utilizar un jabón con humectante o un elemento limpiador sustituto del jabón. Al enjuagarse, el agua no debe ser demasiado caliente para no disminuir aún más la grasa de la piel.

Siempre es necesario lubricar la epidermis seca. La crema humectante que se aplica en la superficie de la piel facilita que el agua no se evapore. Mientras que la loción hidratante ayuda a absorber el líquido vital y a mantenerlo. Lo ideal es un producto que traiga una mezcla de los dos. Además de urea, aloe vera, vitamina E, entre otros productos pueden ayudarle a luchar contra la piel seca.

El rostro también necesita cuidados específicos. Sobre todo porque las arrugas se notan precozmente en los cutis secos que no han sido cuidados adecuadamente. Para atenuar este problema se debe aplicar un filtro solar sobre 15 todo el año. Además de productos con un poco de ácido glicólico, ceramida, ácido hialurónico y Q10. Son muy buenas las vitaminas A, para aplicar en la noche, y C, para el día (en gotitas).

Para tener un cutis limpio, fresco y muy suave es recomendable la exfoliación. Con este procedimiento se eliminan suavemente las células muertas, las impurezas y se afinan los poros de la piel, estimulando la renovación celular. Luego, se debe aplicar una loción humectante que no tenga perfume para evitar alguna reacción alérgica.

Después del verano, una buena opción es visitar una cosmetóloga y aplicar en el rostro máscaras hidratantes, que deben dejarse puestas, como mínimo, por media hora. Además se puede hacer un drenaje linfático, que es un masaje en la piel para eliminar toxinas, tanto en la cara como el cuerpo.

No hay que olvidar aplicar en el cuerpo cremas que contengan aceite de almendras. Este aceite vegetal está compuesto por glicerina –alcohol natural que se utiliza cosméticamente como humectante- y ácidos grasos que producen una regeneración en los lípidos perdidos de la epidermis. Este producto restaura la humedad y refuerza la estructura de la piel seca.

Aquí puede encontrar una receta para una crema natural para la piel seca.