Compartir

ordenar botiquinLos medicamentos en mal estado son un peligro para tu salud. Tu botiquín puede estar lleno de fármacos caducados o inservibles y, sin embargo, carecer de los más necesarios. Es el momento de poner orden.

Aunque mucha gente tiene el botiquín en el baño, éste es el peor lugar para instalarlo. Existen varias razones. La humedad puede alterar el ingrediente activo de los medicamentos, con lo que sus efectos pueden variar o quedar anulados. En ambientes húmedos, el ácido acetilsalicílico (aspirina) se convierte en ácido acético, de ahí que las aspirinas viejas huelan a vinagre. Por otro lado, los medicamentos líquidos pueden aumentar su potencia si superan la fecha de caducidad, porque algunos componentes pueden haberse evaporado y hay mayor porcentaje del ingrediente activo. Si el médico te ha recetado un medicamento que ya estabas tomando, pero en nuevas concentraciones, lo mejor es desechar la ‘versión’ antigua para evitar confusiones. Otra razón para eliminar todos los fármacos caducados o que ya no usemos es reducir las posibilidades de que niños o ancianos los tomen por equivocación. Estas pautas te serán muy útiles a la hora de hacer inventario:

  1. Saca todo lo que contenga el botiquín.
  2. Comprueba una a una las fechas de caducidad y tira todos los fármacos vencidos.
  3. Si un medicamento no corresponde al envoltorio y carece de prospecto, deséchalo.
  4. Consulta al farmacéutico si tienes dudas acerca de algún medicamento.
  5. Despréndete de todos los tubos de crema que tengas sin tapón, rotos o resecos.
  6. Tira los líquidos mal cerrados o que no mantengan el color original.
  7. Los medicamentos son venenos en potencia. Debes guardarlos en sitio seco, cerrado y lejos del alcance de los niños, para evitar cualquier posible peligro.