propiedades muesliComo asociación de distintos cereales, el muesli o musli es mucho más saludable que los pasteles y bollos de la repostería industrial. Constituye un excelente desayuno, merienda o tentempié por su contenido en carbohidratos, fibra, minerales y vitaminas.

Desayunar o merendar con cereales es una buena alternativa que ha supuesto la incorporación de alimentos de gran valor nutritivo a determinados grupos de la población. Su aporte energético cubre las necesidades calóricas y nutritivas recomendadas para la primera comida del día. En las etapas de primera infancia e infancia, las papillas de harinas de cereales pueden cubrir los requerimientos nutricionales del desayuno. En etapas posteriores, los preparados de cereales asociados con frutas y frutos secos (muesli), incluso en adultos, cubren perfectamente las necesidades de la primera ingesta del día. Pueden tomarse con leche, zumos, frutas o derivados lácteos.

Propiedades del muesli o musli

Se puede denominar de ambas formas. Se trata de preparaciones variadas de cereales integrales o refinados (avena, arroz inflado, trigo, maíz, copos de soja…), junto con frutos secos (nueces, cacahuetes, pipas de girasol…) y frutas deshidratadas (uvas pasas, manzana, plátano, coco, albaricoque, frambuesa, fresas o cerezas). Cuantos más alimentos combine, más completa será su aportación nutritiva. Desde el punto de vista calórico, los diferentes tipos de muesli proporcionan distintos contenidos energéticos a igual peso.

Los valores calóricos variarán considerablemente si añadimos edulcorantes como sacarosa, miel, jarabe de glucosa o cacao. Tambien si los preparamos nosotros mismos, añadiendo cantidades variables de cereales distintos. Agregar frutas frescas recién cortadas cambia mucho el preparado en todos los aspectos. Otra alternativa posible es mezclarlos cada día con un alimento diferente: leche, zumo de frutas, yogur, natillas, infusiones…

Barritas de muesli

Las barras de muesli permiten disponer de un aporte energético de asimilación media muy fácilmente. Pueden llevar un gran número de ingredientes (salvado, copos de avena, trigo, cebada, maíz, arroz, pasas, almendras, manzana, azúcar integral, miel, pasta de coco, lactosa, leche, chocolate, aceite vegetal parcialmente hidrogenado) en cantidades variables. Puede tomarse entre horas, como complemento de la dieta, de fibra, calórico, etc.

Hay barritas que se emplean como sustitutivos de una comida. Se ingieren con abundante agua y se aprovecha la sensación de saciedad que provoca la fibra. No debe hacerse de manera habitual porque podría llegar a comprometer la salud. En ocasiones se emplea para enriquecerlas proteína de leche, de soja o de guisante.

Valor nutritivo del muesli

Los cereales suelen contener entre un 8 y un 15 por ciento de proteína, con los ocho aminoácidos esenciales, aunque la lisina es un aminoácido limitante, presente en pequeña cantidad. Al ser de origen vegetal, carecen de colesterol. Ricos en carbohidratos, especialmente almidones, contienen también ácidos grasos poliinsaturados, concentrados en el germen, rico en vitamina E.

Cuando un cereal se refina, se eliminan las capas exteriores del grano (semilla) y se pierde una gran parte de contenido nutricional, disminuyendo considerablemente el contenido en vitaminas B y E, ácido fólico y fibra. Todos tienen una composición muy similar: el trigo aporta por 100 gramos unas 290 kcal, la avena unas 335 kcal, el maíz alrededor de 310 kcal, y el arroz integral unas 327 kcal (frente a las 371 del refinado). Tienen muy pocos azúcares de índice glicémico alto, de asimilación rápida; la mayoría es fécula, con grandes variaciones en las distintas especies de cereales, según la estructura del almidón.