Salud

Medicina alternativa china para la mujer

medicina alternativa chinaLas terapias naturistas, orientales y homeopáticas adquieren cada vez más popularidad porque no provocan los efectos secundarios de las medicinas empleadas en los tratamientos convencionales y no se concentran sólo en el mal que aqueja al paciente, sino que lo analizan en su totalidad.

En el sur de California, una de las seguidoras de estas disciplinas es la doctora Jiling Hu, originaria de China. Desde sus primeros años de entrenamiento médico, la profesional se interesó en la salud de la mujer. Durante más de 18 años ha practicado la medicina de aquel país para combatir diferentes desórdenes femeninos, como irregularidades en la menstruación, menopausia, infertilidad, alergias y problemas del sistema endocrino.

Hu dice que por miles de años la medicina tradicional china ha combatido esas enfermedades con éxito y de ahí que cada vez aumenten sus adeptos.

«Las hormonas que requieren las mujeres que han llegado a la menopausia se encuentran en ciertos alimentos o en hierbas procedentes de China que no producen efectos secundarios», dice la doctora. «Es vital que una mujer que ha dejado de ovular siga un tratamiento especial para prevenir enfermedades como la osteoporosis o la formación de fibromas».

Otros de los problemas comunes que ha encontrado la doctora en sus pacientes son de tipo emocional, como ansiedad, depresión y apatía. Para ellos ha desarrollado terapias específicas, como las siguientes:

Alimentación equilibrada

Para Hu, una alimentación equilibrada es el principio fundamental para mejorar la salud. La doctora recomienda eliminar por completo la carne roja de la dieta diaria por su alto contenido de colesterol. En cambio, sugiere vegetales y frutas.

La profesional hace notar a sus pacientes que el calcio se encuentra en los vegetales, sobre todo en los de hojas verdes. El pescado y el pollo son indicados por las proteínas. Los cacahuates, nueces y almendras son recomendables cuando no se consume carne o pescado.

«Para dotar de hormonas naturales al organismo, consuma camote, frijoles de soya, los germinados y el aceite de oliva», sugiere.

Ejercicio

Cualquier malestar se contrarresta con ejercicio, salvo contraindicación médica. Las personas inactivas son más susceptibles a contraer varias enfermedades. La doctora recomienda actividades al aire libre, como el tai chi y el yoga, que estiran y relajan los músculos y mejoran la respiración.

Hierbas y terapias

La medicina que practica la doctora Hu se encamina a aliviar los problemas ginecológicos, de modo que fluya la energía en la paciente.

Esa energía, conocida en China como chi, se estimula con el consumo de hierbas, la acupuntura, la maxibustión, que es el empleo del calor derivado de la combustión de varias hierbas, y succiones en la piel con ventosas que promueven la circulación y relajan los músculos.

La doctora obtuvo su maestría en desórdenes endocrinos y del sistema inmunológico en Pekín, China. En su currículum vitae aparecen varios tratamientos de la tiroides, artritis y problemas crónicos de sinusitis.

Hu ha desarrollado algunas medicinas. La última de ellas es una solución o compuesto especial que ayuda a suprimir la congestión nasal en casos de sinusitis aguda.

La doctora asegura que la medicina china no sólo cura enfermedades crónicas o agudas, sino que previene males. El objetivo que persiguen esos tratamientos naturales es que una persona sea sana tanto física como emocionalmente.

También afirma que la medicina china puede prevenir problemas. «Por esa razón, mis pacientes vienen periódicamente para que les haga su tune-up o mantenimiento, aun cuando no atraviesen por un problema serio», afirma.