Ejercicio

Ejercicios para embarazas. Una actividad muy beneficiosa

ejercicios durante el embarazoEl embarazo es una época de cautela y precauciones, pero no significa que la madre tenga que dedicarse al reposo y suspender su rutina de ejercicios. Pero tampoco es el mejor momento para empezar a realizar ejercicios.

Las mujeres embarazadas que siempre han llevado una vida sedentaria es mejor que se abstengan de empezar a realizar ejercicios y se limiten a hacer alguna caminata, cuya duración pueden ir incrementando con el tiempo.

Suave o un poco más intenso, el ejercicio durante el embarazo tiene muchos puntos a favor. Los estudios indican que las mujeres embarazadas que practican algún tipo de rutina física llevan mejor el embarazo y tienen partos más fáciles que las madres sedentarias.

El bebé puede ser otro beneficiado. Recientemente, el British Medical Journal publicó los resultados de un nuevo estudio según el cual el ejercicio durante algunas fases del embarazo puede ayudar a incrementar el peso del bebé al nacer.

No obstante, los ejercicio para embarazadas son para mujeres que llevan embarazos normales y sin ningún tipo de complicaciones.

Las mujeres embarazadas hoy en día cuentan con muchas opciones para llevar una vida física activa. Desde caminar, trotar, nadar hasta montar en bicicleta estática, las rutinas de estiramientos e incluso las pesas, siempre y cuando se hagan con moderación y nunca se levanten mientras se está de pie.

El ejercicio debe hacerse en sesiones de 20 minutos para darle tiempo al cuerpo de refrescarse y evitar que el pulso suba a más de 130 pulsaciones por minuto.

Además, hay que tener en cuenta que la barriga de las embarazadas hace que cambie el centro de gravedad, y se debe tener cuidado con el equilibrio.

Ante todo, las mujeres saludables que tienen una rutina de ejercicios deben aprender a escuchar sus cuerpos, dice un estudio de la University of Michigan School of Nursing. A veces es más importante atender los signos de fatiga que indican suspender el ejercicio, que a los monitores que cuentan las pulsaciones del corazón.

Cualquiera que sean las opciones, los ejercicio para embarazadas ideales deben ser diseñados individualmente por un entrenador certificado y aprobado por el médico de cabecera.

Algunos de los mejores ejercicios para las mujeres embarazadas, y también las precauciones que deben tenerse:

  • Trotar. Si nunca lo hizo antes, no es el momento de empezar. Los riesgos de lastimarse se incrementan. Si por el contrario siempre lo ha practicado, no debería trotar más de dos kilómetros al día. Preste especial atención al terreno y use zapatillas apropiadas.
  • Caminar. Es una excelente opción si no se puede trotar. Puede incluir una caminata diaria de cuatro a cinco kilómetros, todo de acuerdo con las condiciones climáticas. Evite el ejercicio cuando la temperatura es muy alta y hay mucha humedad. Estas condiciones adversas pueden causar una pérdida del bebé.
  • Ejercicios aeróbicos. Existen clases específicamente diseñadas para embarazadas.
  • Bicicleta. Resulta más seguro montar en una bicicleta estática.
  • Nadar. Puede resultar un ejercicio más adecuado que los aeróbicos. Pero deben evitarse las temperaturas del agua demasiado frías o extremadamente calientes.
  • Pesas. Deben practicarse con cautela. Es preferible evitar las máquinas de resistencia fuerte; son preferibles las pesas libres.

Por último, no hay que olvidarse de las técnicas de respiración.