Compartir

causas migrañasLas migrañas pueden convertir cualquier día en un verdadero suplicio.  Sus síntomas son paralizantes, pero cada vez hay más formas de evitarlos. Actúa cuando aparezcan las causas de las migrañas.

En cuanto siento que me da un ataque de migraña, me encierro en una habitación oscura y espero a que se me pase“, cuenta Arantxa, filóloga de 27 años. “No sólo es por el dolor. Me falla el equilibrio, me olvido de lo que estoy diciendo, me mareo, vomito…”.

Mucho más que una jaqueca

Decir que una migraña es un tipo de dolor de cabeza es como decir que el Everest es una protuberancia del terreno. Consecuencia de la inflamación de los vasos sanguíneos que rodean la cabeza, una migraña puede durar desde una hora a varios días o meses. Además, es hereditaria. Si ambos padres son propensos, las probabilidades de padecerlas son del 75%; si sólo es migrañoso uno de los padres, el porcentaje se reduce al 50%, y el 70% de las víctimas son mujeres.

Y una última peculiaridad: a menudo, las migrañas van precedidas de un aura, señal de aviso (visión de luces destellantes, adormecimiento de un lado de la cara…) que se produce entre 20 y 40 minutos antes del ataque.

En niños las migrañas pueden incluso afectar a su rendimiento escolar y volverlos más reveldes.

Principales causas de las migrañas

Cualquier cosa puede ser causa de migrañas, desde cambios hormonales –incluso la píldora y las terapias con hormonas–, pasando por alimentos (chocolate, vino tinto, quesos curados, glutamato de sodio –un potenciador del sabor–) hasta el estrés, cambios atmosféricos y de horario. Pero los desencadenantes no son responsables del dolor. Lo único que hacen es activar un desequilibrio químico que ya existía.

Una ayuda en la farmacia

Existe un abanico creciente de tratamientos para las migrañas. Éstos son algunos para mejorar:

Analgésicos. Tomados justo cuando se inician los síntomas, los analgésicos de uso común –desde la aspirina al paracetamol, pasando por los antiinflamatorios no esteroideos– pueden contrarrestar las causas de la migraña y evitar la crisis.

Vasoconstrictores. Fármacos tradicionales, como la ergotamina y la dihidroergotamina (derivados del cornezuelo del centeno, un hongo), constriñen los vasos sanguíneos dilatados. Pero tienen efectos secundarios.

Triptanes (sumatriptan, zolmitriptan, naratriptan). Son los fármacos ‘de nueva generación’ y funcionan imitando la acción de la serotonina (neurotransmisor que regula los mensajes de dolor). No están indicados para personas que tengan problemas coronarios, porque constriñen los vasos sanguíneos.

Corticosteroides. La prednisona alivia ataques de migraña prolongados.