Compartir

perdida pelo perroLa caída del pelo en un perro es un problema de difícil solución, aunque no imposible. Lo primero para acabar con la caída es determinar su causa y así encontrar el mejor tratamiento o combinación de estos.

Principales causas de la caída del pelo en los perros

Existen básicamente dos motivos por los que el pelo de los perros cae:

  • Factores fisiológicos, es decir, la caída normal o muda del pelo. La intensidad en la caída dependerá en gran medida de la estación del año y de la raza del perro. La mayoría de perros pierdas pelo durante todo el año, aunque en algunos casos esta es mínima durante gran parte del año, y en determinadas épocas es mucho más intensa. La raza es también fundamental, por ejemplos algunas razas como Bichon Frisé, el Labrador o el Beagle pierden mucho pelo. En algunas ocasiones cuando el perro permanece mucho tiempo en casa el organismo de este puede perder su sincronización con las estaciones, de forma que puede estar perdiendo pelo constantemente.
  • Causas patológicas. Estas pueden ser múltiples, algunas son: alergias, sarna, enfermedades hormonales,  preñez o parásitos (la irritación de la piel del perro puede provocar la caída del pelo).

Tratamientos para la caída del pelo de nuestro perro

Cuando la causa de la caída del pelo del perro se debe a factores fisiológicos hay que tener es natural, por tanto tan solo queda cepillar y lavar. En este sentido puede tener importancia la elección de un buen champú.

La alimentación de nuestra mascota es fundamental, ya que una mala nutrición es causa de debilidad, algo que sin duda afecta al pelo.

Productos con Omega3. Este tipo de tratamientos para la caída del pelo de tu perro lo podemos encontrar en cualquier tienda de mascotas o supermercado. Hay que tener cuidado con las dosis, ya que estas deben ser determinadas en función de la raza, peso y tipo de pelo, por tanto deben ser especificadas por un profesional.

Si no somos veterinarios, lo normal es que descartemos las causas que podamos, por ejemplo que se trata de algo normal, que el perro no está desnutrido, preñado o tiene parásitos. Si no es ninguna de estas causas siempre será recomendable acudir al veterinario ya que la caída del pelo puede ser señal algo.