Compartir

bebe diferenteTodos los bebés son diferentes y cada uno, según su personalidad, requiere de un cuidado particular. La llegada de un bebé necesita un tiempo de identificación de su carácter. Cómo descubrirlo y adaptarse a los bebés independientes y sobretodo a los absorbentes.

Algunos bebés se muestran independientes desde sus primeros días, permanecen tranquilos solitos en la cuna y luego, en sus primeros meses, les gusta jugar dentro del corralito sin requerir la presencia constante de un adulto. Otros, en cambio, son un poco más absorbentes y piden llorando o quejándose los brazos de uno de sus padres a la hora de dormir.

El caso del bebé absorbente puede complicar la crianza. Es común que las mamás de los bebés intranquilos y absorbentes tiendan a desesperarse y al perder la paciencia, se sienten un poco culpables, calificándose ellas mismas de insensibles. Lo primero que hay que hacer en estas situaciones es tratar de recuperar la calma y entender que cada bebé tiene su personalidad.

Saber que cada bebé es diferente y conocerlo es una tarea de día a día. Empezar a descubrir que significa cada tono de llanto es muy importante ya que para el bebé el acto de llorar no es un capricho sino la forma de decir “necesito algo”. Hay que dedicar tiempo para descubrir, por ejemplo, cuándo el bebé está cansado y entonces dejarlo descansar.

Como mamá debes tener claro que puedes dejarte ayudar en la tarea de educar a tu bebé. Tu pareja también puede tener una participación activa, no olvides compartir las responsabilidades de los cuidados con él. Si no surge por él mismo, no dudes en pedirle que cambie los pañales y que juegue con el bebé. La implicación de ambos es una parte importante en la educación de tu bebé.