Compartir

ayuda tengo insomnioInsomnio es la dificultad en lograr un adecuado dormir. Sus síntomas incluyen uno o más de los siguientes:

  • Dificultad para quedarse dormido a la noche
  • Despertarse muy temprano a la mañana y no poder volver a dormir
  • Despertarse reiteradamente durante la noche con dificultad para volverse a dormir
  • Mala calidad de sueño, que no le permite sentirse descansado a la mañana siguiente

Las necesidades de sueño de las personas son muy variables, son las que le permiten sentirse descansado y poder estar activo y alerta durante el día. Estudios de investigación estiman una media de necesidad de 7-8 horas de sueño. El insomnio es más común en mujeres y aumenta con la edad.

¿Cuáles son las causas de el insomnio?

Ocasionalmente una noche que cuesta conciliar el sueño le sucede a todo el mundo. Las razones suelen ser un día estresante, ingesta de demasiada cafeína o preocupación por el día de mañana. Cuando comienza a ocurrir regularmente es necesario consultar con su médico de cabecera para evitar que se convierta en algo crónico que pueda llevar al colapso de su personalidad.

Insomnio aguda:

  • Ambiente poco confortante como ruido o temperaturas extremas
  • Evento estresante
  • Interrupción de su ciclo de sueño habitual ( viajes, cuidado de un bebe)
  • Efectos adversos de medicamentos

Insomnio crónica: las causas suelen ser más complejas

  • Enfermedades como Asma, artritis reumatoidea, dolor crónico, insuficiencia cardíaca
  • Desordenes mentales y emocionales, depresión, ansiedad y estrés crónico
  • Medicamentos como algunas drogas para la presión alta, descongestivos y antidepresivos
  • Cafeína, alcohol, nicotina y drogas pueden alterar el sueño
  • Apnea del sueño

¿Cuándo es necesario consultar a un profesional?

El insomnio aguda no suele necesitar tratamiento médico, ocurre ocasionalmente y permite identificar la causa como para poder resolverlo.

Si el insomnio persiste después de varios días y se convierte en predecible, es aconsejable contactar a su médico ya que su actividad diaria se verá afectada. Cuando el insomnio aguda se torna muy frecuente puede desarrollarse lo que se conoce como insomnio aprendido y convertirse en crónico.

Ayuda tengo insomnio: tratamientos

El primer paso es identificar la causa de la manera más precisa, muchas veces el insomnio es la manifestación de otro problema de la salud, como depresión, estrés crónico, apnea del sueño u otro problema respiratorio.

El tratamiento consiste en cambiar las conductas que están afectando su sueño. Los medicamentos en general producen resultados rápidos y cortos ya que desarrollan resistencia y pierden efectividad, para que los tratamientos sean efectivos a largo plazo, es necesario lograr cambios en la conducta diaria.

¿Qué intervenciones en las conductas diarias son efectivas?

Control de estímulos: El control de estímulos tiene por objetivo eliminar aquellas circunstancias o actividades que lo estimulan a estar despierto

  • No utilice el dormitorio para ver la televisión, comer, leer o trabajar
  • Vaya a la cama sólo cuando tenga sueño
  • Si después de 15-20 minutos no se ha dormido, levántese y vaya a otro ambiente hasta que tenga sueño.
  • Evite estímulos brillantes o factores que lo estimulen.

Técnicas de relajamiento: Las técnicas de relajamiento incluyen ejercicios de respiración profunda y meditación. Estos ejercicios ayudan a calmar la mente, relajar sus músculos y liberar la tensión del día.

Terapia de restricción del sueño: El propósito de esta terapia es aumentar su necesidad por dormir, disminuyendo temporariamente el tiempo de sueño por noche. Esto crea una deuda de sueño que luego permitirá aumentar su tiempo de sueño hasta lograr un tiempo y una calidad adecuada.

Terapia congnitiva: Si detectó que la ansiedad o el estrés son causa de su insomnio, identificar pensamientos o actitudes que generan estos sentimientos, puede ayudar a resolver el insomnio.

Medicaciones para el insomnio: La mayoría de los medicamentos para el insomnio necesitan receta de un profesional y necesitan control en la evolución por los mismos.

Existen varias terapias complementarias o alternativas que pueden ayudar.

La melatonina que es una hormona natural del cuerpo, juega un rol en el ciclo del sueño, logrando mejorar el mismo en algunos casos.