Compartir

Los antioxidantes para alargar la vida

productos para alargar la vidaVitaminas (E, C, A y betacaroteno) presentes en frutas y verduras; minerales (como el selenio, en ostras e hígado) y enzimas (como la coenzima Q10, producida por el organismo y presente en mariscos y carnes) que neutralizan los radicales libres, causantes de daños relacionados con el envejecimiento.

Los antioxidantes pueden prevenir la enfermedad cardiovascular, algunos cánceres, las cataratas, quizá el Parkinson, y la enfermedad de Alzheimer.

Aunque los estudios parecen prometedores, no se conocen aún los efectos de los suplementos a largo plazo. El consejo de los expertos es recurrir a fuentes naturales.

La hormona DHEA

La producción de dehidroepiandrosterona -que el organismo convierte en estrógeno y testosterona- alcanza su máximo a los 25 años; luego, decrece.

Aunque los fans de los llamados ‘suplementos de DHEA‘ citan estudios con animales para esgrimir sus virtudes (capacidad para potenciar el sistema inmunológico y alargar la vida), las investigaciones con humanos no han probado aún sus efectos ‘rejuvenecedores’.

Se ha relacionado su consumo con daños hepáticos, aumento del vello facial y mayor riesgo cardiovascular.

La hormona testosterona

Sus entusiastas aseguran que aumentan la energía y el bienestar y el deseo sexual. Altas dosis de testosterona tienen serios efectos secundarios, entre ellos, niveles altos de colesterol, problemas de próstata y mayor riesgo de tumores.

La melatonina

Conocida hormona antioxidante que se usa como remedio para el insomnio y el ‘jet lag’. Los científicos no han corroborado aún sus hipotéticos efectos rejuvenecedores, de alargar la vida y anticancerígenos, pero un estudio reciente relaciona el consumo de suplementos de melatonina con un aumento del deseo sexual.

El factor de crecimiento (FCH)

Responsable de los ‘estirones‘ de los adolescentes. Varios estudios relacionan las inyecciones de FCH con un aumento de energía y de masa muscular y una reducción de la grasa corporal, pero puede provocar retención de líquidos, diabetes y tensión alta.

Siete claves para alargar la vida

Más allá de la utilización de sustancias o productos para alargar la vida, las últimas investigaciones insisten en que, para vivir más y mejor, son necesarios siete requisitos:

  • El ejercicio regular (más de tres veces por semana). 
  • Una dieta sana (con pocas grasas y con vegetales, pescado y legumbres). 
  • La actividad mental (sobre todo, aprender cosas nuevas). 
  • Las relaciones interpersonales enriquecedoras. 
  • Un peso corporal adecuado. 
  • El disfrute de la naturaleza. 
  • Una intensa vida espiritual.